lunes, 1 de junio de 2015

Nuestras 10 plazas más especiales

San Marco - Glo Ribas - Venezia 2012
Después de haberos dado 10 destinos recomendados para Semana Santa, continuamos esta línea de artículos ahora centrándonos en una temática en concreto. Este post está dedicado a esos espacios en las ciudades y pueblos que acostumbra a ser punto de reunión de sus habitantes, donde encontramos mercados, tiendas, restaurantes, y donde realmente se toma el pulso a la actividad urbana. Las Plazas.

Alguna plaza supone por si misma un destino turístico, y principal motivo para visitar esa ciudad o pueblo, como puede ser el caso de la Plaza del Mercado de Cracovia, o la Plaza Roja de Moscú. Otras son rincones escondidos, que en algunos casos pasan desapercibidos para muchos turistas. A continuación os presentamos 10 plazas que hemos visitados, y que creemos que bien merecen una visita.

Las 5 plazas de Glo
  • Plaça Sant Felip Neri, Barcelona, España
Siempre que voy a Barcelona, ya sea por trabajo o para pasear, tengo que pasar por esta plaza. La Plaza Sant Felip Neri se encuentra en el corazón del barrio gótico muy cerquita de la catedral. Es una plaza pequeñita con la iglesia de Sant Felip Neri en uno de los extremos y una fuente central. 
En esta plaza se mascó la tragedia en 1938 cuando una bomba estalló después de ser lanzada por el bando sublevado de la Guerra Civil Española. Tras el estallido murieron 42 personas, la mayoría niños, que iban a refugiarse en el subterráneo de la iglesia. En la fachada de la iglesia aun se pueden ver restos de la metralla lanzada. Para mi visitar esta plaza es como realizar un pequeño homenaje a todas estas víctimas inocentes de esta tragedia y además es un remanso de paz en medio de la vorágine de la ciudad.

Mi rincón favorito de Barcelona
  • Piazza della Signoria, Florencia, Italia
Como ya sabéis Florencia es mi ciudad europea favorita y en consecuencia mi plaza favorita por excelencia se encuentra en esta ciudad. La Piazza della Signoria es el corazón civil de la ciudad. Es una plaza bastante amplia donde siempre hay gente deambulando, ya sea de día o de noche.
Como digo, en ella encontramos el Palazzo Vecchio que en origen fue el alojamiento para Priores de las Corporaciones y el Confaloniero de Justicia, que constituían el órgano supremo de la ciudad, luego se convirtió en el Palacio Ducal y finalmente se instaló el Ayuntamiento. Además en la misma Plaza se encuentra la Loggia dei Lanzi construida a finales del siglo XIV con la función de guarecer de las numerosas asambleas públicas. A partir del siglo XVI se destinó el espacio a acoger diferentes obras maestras de la escultura y de está manera se convirtió en uno de los primeros espacios expositivos del mundo. 
Me encanta poderme sentar en la Loggia y poder ver toda la gente que deambula por la plaza. Además, es estos momentos de descanso, me gusta recordar y trasladarme mentalmente al siglo XIV y XV e imaginar como todos los genios del Renacimiento pasaban por ella para cruzar la ciudad.

Jumping en la PIazza della Signoria
  • Times Square, NYC, Estados Unidos
Luz, ruido, colores, edificios enormes, gente arriba y abajo... son unos cuantos conceptos que podemos relacionar con una de las plazas más transitadas del mundo. La unión de la 7a avenida y Broadway es uno de los lugares que más me ha sorprendido de los sitios que he visitado ya que, por mucho que lo veas por la tele y en las películas, cuando estás allí te faltan ojos para poder captarlo todo. Des de hace unos años han peatonalizado la zona por la cual cosa es mucho más sencillo pasear por ella. ¿Una recomendación viajera? Si estáis cansados lo mejor es sentarte en las escaleras de TKTS y observar a la gente. Es uno de los pasatiempos más entretenidos que puede haber en la ciudad así que si sois de los que os gusta mirar a la gente,como yo, lo os recomiendo. (Además es uno de los puntos de la ciudad donde hay WIFI gratuito así que podéis conectaros a Internet sin ningún tipo de problemas)

Una de las vistas de Times Square
  • Place du Tertre, París, Francia
Montmatre es la zona de París que más me gusta ya que su ambiente bohemio te envuelve des de que pones los pies en él. Montmatre también es conocido como el barrio de los artistas ya que en el siglo XIX muchos de ellos se instalaron en esta zona de la ciudad tanto para trabajar como para vivir.
Esta esencia artística la encontramos hoy en día en la Place du Tertre que en su tiempo fue la plaza principal de la aldea de Montmatre. Actualmente el espíritu artístico vuelve a estar presente ya que se encuentra repleta de artistas callejeros pintando y exponiendo sus obras y rodeada por cafés. 
Cuando estuve por última vez en París la visité tanto de día como de noche y sinceramente la tranquilidad de la noche hace que tenga un encanto especial que de día se pierde por  la muchedumbre de gente que la abarrota.

La plaza de los artistas de Montmatre
  • Marktplatz, Rottemburg ob der Tauber, Alemania
Esta pequeña ciudad bávara, empedrada de arriba a bajo, es una parada obligatoria para todo aquel viajero que realice la Ruta Romántica. En ella encontramos el Ayuntamiento que se empezó a construir en el siglo XIV y se terminó en el Renacimiento y también encontramos la Jakobskirche, iglesia de estilo gótico y lugar de peregrinaje para todo aquél que va a la ciudad. No es una plaza muy grande pero el empedrado, los edificios antiguos y las terracitas que en verano animan la plaza y la llenan de vida hace que valga la pena pasarse por ella.

Ayuntamiento de Rotthemburg ob der Tauber

Las 5 plazas de David 
  • Grand-Place, Bruselas, Bélgica. 
Una plaza de adoquines que representa el centro neurálgico de Bruselas. Rodeada de edificios pertenecientes a diferentes gremios de la ciudad, es un bonito conjunto. Entre todos los edificios destaca el Hôtel de Ville, con una alta torre coronada por la estatua de San Miguel. Es una plaza que merece la pena visitarla al menos un par de veces. Nosotros lo hicimos por la mañana, y también por la noche, con los edificios iluminados. También cambia con las diferentes estaciones del año, con mercados navideños en invierno y olores a chocolate y vino caliente, o con alfombras de flores durante un festival en agosto.

Frente el Hôtel de Ville de Bruselas
  •  Jaama el Fna, Marrakech, Marruecos. 
Sin ser una plaza bonita, ni rodeada de edificios reconocidos, siendo muy ruidosa, concurrida y algo sucia, la plaza el Fna es la principal entrada al barrio de la Medina de Marrakech. Una gran esplanada llena de pequeñas tiendas de productos típicos del país, de restaurantes y bares que ofrecen comida prácticamente las 24 horas del día, antiguos carros que son ahora tenderetes de zumos, y mantas donde se puede adquirir hasta lo más inesperado, como dentaduras postizas de segunda mano. Es una plaza que más que observarla hay que vivirla, guiarte por los olores, y sobretodo disfrutarla. Aunque también tienes que armarte de paciencia con los vendedores y los camareros, que no paran de ofrecerte sus productos una y otra vez. 

Vista nocturna de la plaza
  • Plaza España, Sevilla, España. 
Ya sé que es algo folclórica, pero la Plaza España me resulta un lugar agradable y curioso. Es fácil entretenerse entre las baldosas que dibujan las provincias españolas, y qué mejor que buscar tu ciudad que con suerte aparece marcada. Pasear por su porche sirve no sólo para contemplar la plaza, sino también para recuperarse del calor y el sol que suele acompañar a Sevilla en los meses de más calor. Aunque he estado un par de veces, todavía no ha coincidido con encontrar el canal lleno de agua, donde pasean las barcas, espero poderlo ver en vivo y en directo algún día. Pero si he tenido la oportunidad de ver encendida la fuente que se encuentra en el centro de la plaza. Si tenéis la ocasión de ir, “que la suerte os acompañe”, jejejejeje. 

Plaza España
  • Piata Muzeului, Sighisoara, Rumanía
Se trata de una pequeña plaza, aunque para mi es de las que más encanto tiene. Está situada en una de las entradas al casco histórico medieval de la ciudad. Un aspecto que me gusta mucho es que se entra por un pequeño túnel que atraviesa la gran Torre del Reloj. La plaza se abre después de ese túnel, y encontramos una iglesia y un monasterio, así como pequeños puestos de souvenirs y pinturas de la ciudad, así como algunos cafés con amplias terrazas. El casco histórico medieval no es muy grande, pero merece mucho la pena perderse por sus callejuelas. En el momento que yo lo visité, las calles no estaban asfaltadas, y eso le proporcionaba un cierto aspecto decadente que para mi gusto la hacía más interesante.

Vistas des de la torre del reloj sobre la plaza
  • Raekoja Plats, Tallin, Estonia. 
Es la plaza del Ayuntamiento de Tallin, bastante amplia y también adoquinada. Como pertoca al ayuntamiento, está situada en el centro del casco histórico de la capital estona. Alrededor de la plaza encontramos edificios típicos, de color pastel, y con tejados rojizos. Al ser un espacio amplio, la plaza se aprovecha a menudo como mercado, y encontramos numerosas paradas de souvenirs, sombreros y objetos variopintos. Los restaurantes de la plaza tienen grandes terrazas, donde poder refrescarse (aunque no suele hacer mucha calor) y observar a turistas y residentes caminar por la misma.

Ayuntamiento de Tallin

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...